Viaje chocolatero en Guayas

Entre los sabores más preciados de la gastronomía mundial se encuentra el chocolate, que se produce a partir del cacao,un fruto que despierta los sentidos con su aroma y sabor. El país del centro del mundo se ubica entre los mejores y mayores productores de este fruto, y representa un símbolo de calidad para los chocolateros en el mundo.

Tres de las cuatro regiones de Ecuador producen cacao y el viaje por sembríos y delicias chocolateras en esta ocasión es por la región de la Costa en la provincia del Guayas, por emprendimientos vinculados a las actividades de agroturismo con cacao ecuatoriano.

Haciendas, fincas y ranchos nos adentran en un mundo de aprendizaje para conocer el proceso de siembra, cosecha, fermentado, secado y posterior producción de los más finos chocolates del mundo, enlos cantones de Naranjal, Naranjito y Milagro.

El litoral ecuatoriano atesora el cacao, un producto emblema nacional, te presentamos una muestra de los sitios que puedes visitar en la Costa del Pacífico.

Hacienda El Castillo: La hacienda posee 120 hectáreas de plantaciones de cacao, maíz y mango. La casa nos lleva a la historia de amor de un alemán, ex convicto, con una ecuatoriana, quienes iniciaron la fortuna en ella. En 1980, el sitio es puesto en manos de sus actuales propietarios quienes trabajan con el cacao y muestran este producto ecuatoriano conservando entre sus plantaciones árboles de ceibo, guayacán, algarrobo y otros, que fueron parte de un bosque tropical que existía en décadas pasadas. Llegar al destino es disfrutar de un delicioso jugo de cacao, que se obtiene solamente del fruto de cacao, para contar con un litro de este jugo se necesitan de centenas de cacaos. Además, los propietarios reciben a los viajeros con deliciosos patacones con queso y la hora del almuerzo se disfruta de un delicioso seco de pollo.

Hacienda La Victoria: Un campo de oro se visualiza en la hacienda, con una de las mayores plantaciones de cacao nacional o cacao fino de aroma. La hacienda rescata sabores ancestrales con más de 70 variedades de cacao. Las plantaciones cacaoteras son jóvenes y tienen aromas y sabores frutales exquisitos, que se benefician del clima cálido, húmedo y seco otorgado por los fríos vientos y la corriente de Humboldt. La hacienda solo produce la variedad de cacao de arriba, que permite crear varios tipos de chocolate, que se exhiben en tiendas internacionales y es la base de la producción de finos chocolates en el mundo.

Hacienda La Danesa: Un lugar exclusivo para quienes buscan olvidar el mundo y disfrutar de la naturaleza, aventura y caminatas por plantaciones cacaoteras es esta hacienda que te recibe con un gran callejón de árboles de teca. La experiencia en la hacienda incluye recorridos ciclísticos, tubing en caudalosos ríos, caminatas por senderos y la preparación de chocolates de forma artesanal. La hacienda posee más de 100 hectáreas de plantaciones de cacao, que permiten a los viajeros conocer la historia y el valor de este producto. Aquí los viajeros pueden preparar sus chocolates de forma creativa.

Rancho Vasija de Barro: La vida de campo, el ordeño, la fabricación de vasijas de barro y más actividades vinculas a las prácticas y tradiciones de la gente montubia son parte de la aventura en este rancho del Guayas. Los niños se divierten en este espacio verde con granja y sembríos de frutas tropicales. En este sitio los huéspedes son parte de las actividades diversas que son necesarias para la fabricación de chocolate. Su dueños de origen Guarandeño transmiten sus sabores, conocimientos con recetas innovadores que atrapan los sentidos.

Finca Cumandá: El emprendimiento innova los productos con el uso de la flor de Jamaica, con la cual se busca generar alimentos diversos, con las propiedades únicas de esta flor, que posee un color intenso. Sus dueños trabajan arduamente para mostrar la importancia del cacao en la dieta diaria. Llegar a este sitio es encontrar un paraíso de frutas tropicales, en los cuales el aroma se impregna en los sentidos con los olores de canela, la mandarina, la naranja y más frutas que copan de aromas las caminatas.

Hacienda Cacao y Mango: Espacios agrícolas de conocimientos ancestrales, parques naturales en sus alrededores y gastronomía única es la oferta de esta hacienda. En este espacio el viajero disfruta de las plantaciones cacaoteras y los sabores de sus mazorcas. La hacienda es bañada por un río que la hace especial y bella, en la que se contempla el pasar del caudal en inquietas hamacas que nos dejan disfrutar del silencio y la paz de la naturaleza. Aquí disfruta una bebida caliente, elaborada con cacao y el dulce aroma de las hierbas dulces que crecen en Ecuador.

Todos los emprendimientos rurales te llevan a un viaje por senderos cacaoteros, por el dulce aroma de las plantas frutales, por el olor de la cosecha, secado, tostado y molido del cacao, que luego los nos llevan al producto final, barras de chocolate con las variedades de cacao CCN51 y fino de aroma.

Los lugares se encuentran muy cercanos a la ciudad de Guayaquil, y sus entornos deleitan con aromas y sabores que te seducen con el real sabor del alimento de los dioses, en varias presentaciones como chocolates, bombones y barras desde el 30% al 100% de pureza.

Recorre por Ecuador, Tierra del más fino chocolate y enamórate del sabor del cacao que se originó en el centro del mundo. Disfruta el país, en un bocado.

ACCEDE A LA GUÍA DE VIAJE

MIRA NUESTRO VIDEO REPORTAJE

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *