Vive una fiesta de diablos

Desde el infierno miles de diablos llegan a Ecuador para danzar al compás de los sanjuanitos en Píllaro, cantón de la provincia de Tungurahua. Del 1 al 6 de enero, este destino del país inicia el año mostrando parte de las expresiones culturales de este país ubicado en el centro del mundo. Vive una fiesta de diablos y danza con guariches, capariches y personajes de línea, al ritmo de la banda de pueblo para iniciar el año en medio de una fiesta tradicional cargada de historia y gran valor simbólico.

Fiesta patrimonial

La Diablada Pillareña apertura el 2020 y muestra parte de la cultura ecuatoriana. Los seis primeros días de enero, en Píllaro, provincia de Tungurahua, los diablos salen del infierno para danzar por las principales calles del cantón andino. La celebración fue declarada Patrimonio Cultural Inmaterial del Ecuador, en 2008, y se ha realizado desde tiempos memorables. Su origen tiene varias interpretaciones entre ellas el cortejo a las mujeres por los comuneros de Tunguipamba, las revueltas indígenas en época colonial y la celebración del día de los inocentes.

Alegres diablos

Miles de diablos recorren por las principales calles de Píllaro. Los diablos visten coloridas prendas, resaltando en su atuendo las máscaras con formas impresionantes. Hombres y mujeres danzan hábilmente y avivan la fiesta con impecables movimientos. Cuenta la leyenda que quienes participen de diablos, deberán hacerlo por 7 años seguidos, sino tendrán una maldición que provocará algunos hechos inesperados.

Arte en máscaras

Las máscaras destacan en los diablos, estas son elaboradas por artesanos con meses de anticipación y gran dedicación. Se utiliza varias capas de papel, cartón, masilla, goma y engrudo; luego son secadas al sol y posteriormente son pintadas. Los diseños incluyen dientes, cuernos, colmillos y más elementos para hacer una máscara único y de gran belleza. Las máscaras pesan más de 5 libras, y los diablos las cargan por horas. Vive una fiesta de diablos los 6 primeros días de enero.

Personajes tradicionales

Además, a la fiesta se suman guariches, capariches, bailarines de línea y los músicos de la banda de pueblo. Los guariches son hombres vestidos de mujeres; también las mujeres visten de este personaje, que usa una túnica blanca, máscara de malla y pañuelo. Mientras que los capariches se ubican delante de la comparsa y portan una escoba para limpiar el camino de los danzantes. Y finalmente, los bailarines de línea visten trajes formales y danzan con la comparsa.

Bandas de pueblo

Para poner el ritmo a los bailarines, la banda de pueblo acompaña a los danzantes. Sanjuanitos, pasacalles y otros ritmos avivan la fiesta. Los diablos realizan 7 pasos, como parte del ritual de danza de los diablos. La jocosidad invade a todos los participantes. En los últimos años, las partidas incluyen a niños, quienes buscan mantener la tradición con respeto; mostrando en cada movimiento la cultura de una herencia milenaria que guarda mucha historia y significado.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *